martes, 14 de diciembre de 2010

Hoy, la lluvia más espectacular de meteoros del año

Westlake1--644x362

Esta noche puede ser la lluvia de meteoros más espectacular y hermosa del año que esta acabando, 2010. Estos días, las estrellas fugaces cruzarán el cielo una o dos veces por minuto, así que, si se producen las condiciones idóneas, un observador podrá pedir hasta 120 deseos por hora. No es nada desdeñable, especialmente si se compara con la última lluvia de meteoros de noviembre, las Leónidas, en la que solo se disfrutaron unos 20 meteoros por hora. Ahora, el «show» se multiplica en un circo cósmico de tres pistas y merece la pena salir a echar un vistazo. Su nombre: las Gemínidas.
Las Gemínidas son comparables a las famosas Perseidas de agosto. El mejor momento para contemplarlas es estos días -el cenit se produjo la madrugada del lunes al martes- en un lugar, como siempre se recomienda en las observaciones astronómicas, oscuro y alejado de las luces de las ciudades. Sin embargo, si no se puede desplazar y se encuentra en una zona con contaminación lumínica, los fogonazos también serán visibles, aunque en un número menor, dichas luces duran durante segundos.


Para observar los meteoros, no necesitará otro equipamiento que buena ropa de abrigo. No hacen falta prismáticos ni telescopio. Recuéstese y mire hacia arriba. Si observa todas las estrellas de la Osa Menor, el lugar es privilegiado. También es importante que no haya nubes. Fije su mirada al noroeste. «Relájese, tenga paciencia y deje que sus ojos se adapten a la oscuridad», recomienda Alan MacRobert, editor de la revista Sky&Telescope.
Las Gemínidas pueden aparecer en cualquier parte del cielo. Las más pequeñas se muestran como rápidas rayas. Ocasionalmente, las más brillantes lucen durante varios segundos y dejan un breve rastro de humo brillante.
Esta lluvia de meteoros recibe su nombre porque parece proceder de un punto en la constelación de Géminis. Las rocas son restos del asteroide 3200 Phaeton, que muchos astrónomos consideran en realidad el núcleo de un cometa extinto hace miles de años. El espectáculo se repite cada año cuando la Tierra pasa a través de los desechos del asteroide.
¿Te lo vas a perder?

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada